El café de la historia - refranes extremeños

Refranes de Extremadura

Dichos, frases, citas, refranes, expresiones y proverbios de Extremadura

Autor: EL CAFÉ DE LA HISTORIA

  • En Extremadura dan los carrascos jamones y las encinas salchichones.
  • El que de niño come sardinas, de viejo caga las espinas.
  • Al pollo en julio le duele la cabeza o el culo.
  • Cuando pediste, señor me dijiste, y cuando te dan, ni señor, ni na.
  • Quien caga duro y mea claro, no necesita médico ni cirujano.
  • Reunión de pastores, mortandad segura.
  • Cinco no son un montón pero siete ya lo son.
  • Al niño llorón, boca abajo y coscorrón.
  • Barriga llena, no siente pena.
  • Ave por ave, el lechón si volase.
  • Cuando el tiempo está de lluvia, cuando no llueve, llovizna.
  • No se hizo la miel con humo de candela.
  • Tarde o temprano por San Juan es ya verano.
  • Según el trato, así te trato.
  • A ningún marrano se le quita la baraja de la mano.
  • Cada pardal con su igual.
  • Capón de ocho meses para mesa de reyes.
  • En julio se siega la cebada con capote y el trigo en agosto en pelote.
  • Cuando la perdiz canta en el prado verde, es la mejor señal para cuando llueve.
  • Las pollas de enero, en agosto en el ponedero.
  • Cuando truena en abril, el labrador es feliz.
  • Al que Dios no le da hijos, el diablo le da sobrinos.
  • En julio da la tabarra el canto de la cigarra.
  • Cuando el Niño nace, frío hace.
  • Oficio hecho, no tiene espera.
  • Si compras perro lebrero, pruébalo en enero; y si la pieza no trae a la mano, que lo mantenga su amo.
  • En la mesa y en el juego se conoce al caballero.
  • Quién pájaros quiera cazar no ha de vocear.
  • Cuando el cárabo canta al mediodía, llueve a los tres días.
  • Cuando llega el tiempo en que se podría, ha pasado aquél en que se pudo.
  • Puta por puta, San Pedro es calvo.
  • Más vale burro que alcalde, pues burro se es toda la vida y alcalde una temporadina.
  • Quien canta, sus males espanta.
  • El mucho comer, trae poco comer.
  • Por Santiago, pinta la uva y el vago.
  • Moscas de junio se van del buey al burro.
  • Cuando Dios quiere con todos los aires llueve, y cuando no quiere a santos no ruegues.
  • La vela que va delante es la que alumbra.
  • Serenura de repente, reventón de fuente.
  • Si queréis que baile, ande el barril delante.
  • Día de mayo día de amargura, conforme que amanece la noche oscura.
  • Aire de abajo, agua en el Tajo.
  • Se olvida una buena acción, y no un buen bofetón.
  • Lo que no va en vino, va en lagrimas y suspiros.
  • Más vale un conejo en la mano que la promesa de un marrano.
  • La otoña verdadera por San Bartol las aguas primeras.
  • ¿Qué tendrá mi hijo de feo que yo no se lo veo?
  • Si veis el ábrego correr, alegraos, pastores de Belén.
  • Para llegar a general, por escalones más bajos tendrás que pasar.
  • Cuando canta la perdiz y el culo le goterea, es señal de que ha llovido o anda la marea.
  • Gallina que no pone huevos, al puchero.
  • Ramo colgado, dentro el pecado.
  • Si sobre las blancas las negras ves, la tormenta segura es.
  • Quien quiera comer de la olla ajena, que deje la suya sin tapadera.
  • Guarda pan para mayo y leña para abril que no sabes cómo han de venir.
  • Carne de pluma quita del rostro la arruga.
  • Más querría mis tierras cagadas de culo de oveja en redil y aprisco, que saludadas por mano de obispo.
  • De las aves que alzan el rabo, la peor es el jarro.
  • Siembra el perejil en mayo y tendrás perejil para todo el año.
  • A helada de abril, hambre ha de seguir.
  • ¿De qué viven los abogados? De los tercos y los porfiados.
  • En febrero busca el cerdo el bañaero y el perro el galapero.
  • En siendo rico, no falta el borrico.
  • Que por arriba que por abajo, siempre tienen un pero las sopas de ajo.
  • Si el sol se embarra, recoge la parra.
  • Qué triste está el perro cuando la perra le falta pero más triste está el perro, cuando la perra es más alta.
  • Si quieres que tu hijo crezca, lávale los pies y rápale la cabeza.
  • Perdiz escabechada mejor que asada.
  • Si no quieres besarle a tu suegra el culo, no dejes de arar ni por blando ni por duro.
  • La bellota que no se ve en mayo no se ve en todo el año.
  • Si no fuera tan precisa el agua, nadie quería la lluvia.
  • Más vale ser gorrión de pueblo que águila real del campo.
  • En esta vida caduca, el que no trabaja no manduca.
  • Puerco fresco, y vino nuevo, cristianillo al cementerio.
  • Reunión de mayorales, borra muerta.
  • Aceituna una es oro, dos plata y la tercera mata.
  • En febrero busca la sombra el perro y a veces el socuello.
  • Si quieres saber lo que tu vecino da de sí, lo que habla de otros, hablará de ti.
  • Mayo come trigo y agosto bebe vino.
  • El vino como rey y el agua como buey.
  • Si te callas y no das quejas, te llaman callejas.
  • En mayo cualquiera tiene un caballo.
  • Más vale agua de carne que carne de agua.
  • De hambre a nadie vi morir, de mucho comer cien mil.
  • Si quieres saber quién soy y saber de dónde vengo, me bajo los pantalones y verás la cosa que tengo.
  • En mayo a esquilar todo el ganado lanar.
  • Al sol de septiembre no hay hombre que no lo tiemble.
  • El que en casar acierta, en nada yerra.
  • La vida del perdido, poco dinero y harto de vino.
  • Se acabó el dinero, se acabó el salero.
  • En abril aguas mil y todas caben en un barril.
  • No preguntes por saber, que el tiempo te lo dirá, que no hay nada mas bonito que saber sin preguntar.
  • Pan de ayer y carne de hoy y vino de antaño, traen al hombre sano.
  • Al viejo le quita Dios dormir y le da gruñir.
  • Septiembre, al fin de mes el calor vuelve otra vez.
  • Santo que mea en paré, no es de creer.
  • En el mes de abril cortas un cardo y te salen mil.
  • El rico y el cochino más sirven muertos que vivos.
  • Según es el pájaro, así es el nido.
  • Si no te quieres morir, no comas caracoles antes de abril.
  • Después de beber, cada uno dice su parecer.
  • La hacienda de muchos se la come el lobo.
  • La salud no está en el plato, sino en la suela de los zapatos.
  • Quien quiera vivir sano, cene poco y cene temprano.
  • Tropezar y no caer, es adelantar terreno.
  • Chivo que salga del chiquero, cinco duros al sombrero.
  • La abeja y la oveja en abril dejan la pelleja.
  • El cura no se acuerda cuando fue sacristán.
  • Bienvenido sea abril que trae las llaves del toril.
  • Pasando San Miguel, el higo es de quien lo ve.
  • Lo que en casa se pierde, en casa aparece.
  • Marzo que empieza bochornoso, pronto se vuelve granizoso.
  • Las tormentas de poniente, son jodientes.
  • Mal que no veo, bien me lo paso.
  • Un hombre enfadao, echa por el culo bacalao.
  • Después de beber, cada uno dice su parecer.
  • Bienvenido sea abril que trae las llaves del toril.
  • Donde no hay harina, todo es mohina.
  • Vámonos para el teatro, verás con qué envidia nos contemplan más de cuatro.
  • En marzo el garbanzal ni nacido ni por sembrar.
  • El día del Cristo fuera siesta y abanico.
  • Al viejo le quita Dios dormir y le da gruñir.
  • Donde candela se hizo, cenizas quedó.
  • Borregos al mediodía, carneros al otro día.
  • Luna nueva de tronada, cuarenta días de mojada.
  • El pez y el cochino, la vida en el agua y la muerte en el vino.
  • Zapato malo, más vale en el pie que en la mano.
  • En marzo no queda ni pastor enzamarrado ni oveja con su pelleja.
  • Desde el veinte de noviembre el invierno ya es constante.
  • El higo bueno debe tener: ojo de viuda, capa de pobre y pescuezo de ahorcado.
  • Buena gana de silbar si la burra no quiere agua.
  • La que lo para, que lo críe.
  • Dinero de avaro, dos veces al mercado.
  • El que regala bien vende, si el que recibe lo entiende.
  • Agua en febrero, mata al usurero.
  • De la nuez el vino es buen amigo.
  • Sólo hay dos clases de mujeres: las buenas y las mejores.
  • Agua al higo, y a la pera vino.
  • El caldo abriga el estómago.
  • Febrero y caballeros ninguno son buenos.
  • Cuentas claras, amistades largas.
  • Quien no le sobre pan, no críe can.
  • Como me hagas te hago.
  • El que le pega a su padre lleva una soga arrastrando, y donde quiera que vaya, la va pisando.
  • Padrino de boda y alcalde de aldea, quien quiera ser que lo sea.
  • El buen barro sostiene la pared.
  • Cuatro meses, cuatro semanas y cuatro días la puerca parida.
  • Si hay truenos en marzo, hasta el obispo comerá pan bazo.
  • Siembra en polvo y cogerás en gordo, siembra en mojao y recogerás doblao.
  • Entre escarolas y berros con los primeros me quedo.
  • Para febrero guarda leña en tu leñero.
  • Donde se saca y no se mete, pronto se llega al hondón.
  • Hasta que no se acabe la vendimia no se friegan los canastos.
  • Da Dios mocos a quien no tiene pañuelo.
  • Como no voy a recoger fruto; el que venga detrás que plante olivos.
  • Lavando trapos ajenos, y dando los tuyos a lavar.
  • Antes me maten ladrones que un asno a coces.
  • Cabo haya en el palomar, que palomas no faltarán.
  • Cuando en marzo hay nieblas, mayo nieva o hiela.
  • Por San Andrés, sementera es.
  • Hay tontos que tontos son, y hay tontos que hacen tontos a los que tontos no son.
  • Cuando no llueve en febrero, ni buen prado, ni buen centeno.
  • El que tenga hembra que calle la lengua, y el que tenga varón, que tape al ladrón.
  • En casa no tienes sardina y en la ajena pides chacina.
  • En febrero le dice el chivo al cabrero bébete tú la leche que yo no la quiero.
  • En enero se llenan los veneros.
  • Cuando pediste, señor, me dijiste, y cuando te dan, ni señor, ni na.
  • El mal año entra festejado, y paga en desengaños.
  • Donde está la perdiz hay que poner el reclamo.
  • La flor de febrero no llega al frutero.
  • Abril, abrilete y el mes que se entremete.
  • A la puerta cerrá, llega el diablo y se va.
  • En diciembre el pastor y el labriego descuidan las ovejas y atizan el fuego.
  • Ningún invierno es pasado, mientras abril no ha acabado.
  • Más vale servir a dos burros podridos que a un amo sano.
  • Al gusto del amo se hierra el caballo.
  • Cuando empieza a marcear, siembra el patatar y el garbanzal.
  • El agua de marzo riega y la de mayo quema.
  • Hijo eres y padre serás, cual hicieres tal habrás.
  • Cuando el mochuelo mía, o es ya de noche, o es ya de día.
  • Para acabar pronto hay que empezar bien.
  • El ajo de enero llena el mortero pero yo de diciembre lo quiero.
  • Las noticias de unos en otros diez veces da, al final desfigurará.
  • En enero el ajo puntero.
  • Aceite de oliva, todo mal quita.
  • Pereza, llave de la pobreza.
  • Quien pone el culo al concejo unos dicen que es blanco y otros que es prieto.
  • Enero mojado malo para el ganado.
  • Cuando en diciembre veas nevar, ensancha la era y el pajar.
  • En abril quemó la vieja el celemín, en mayo quemó el escaño y en junio porque no lo tuvo.
  • Más come la vaca de una lenguarada que la oveja en toda una jornada.
  • En diciembre, leche y duerme.
  • Cuando las nieblas van por los cerros, vende tu trigo y compra borregos.
  • La liebre es una centella, pero el galgo corre más que ella.
  • Cada pardal con su igual.
  • Si tienes enemigos, ten tus ojos por guarda.
  • Oveja que berrea pierde bocao.
  • Si el sol se pone a cubierto el jueves, antes del domingo llueve.
  • Si te pica un alicante vete al cura a que te cante.
  • El que pronto lo huele, cerca lo tiene.
  • Buenas son mis vecinas, pero me faltan tres gallinas.
  • Una imprudente palabra, nuestra ruina a veces labra.
  • Golondrinas en bajo vuelo, esperan lluvia del cielo.
  • Barbechos de enero hacen a su amo caballero, y si son antes con guantes.
  • En carnestolendas, no hay perro ni gato que te atienda.
  • Santa Lucía, la más larga noche y el más corto día.
  • No te quites la ropa hasta la Ascensión, y después quita y pon.
  • Más vale que coma la vaca del costal que el amo del almiar.
  • Al que le gustan los higos, no habla mal de la higuera.
  • El que ara en enero, ara por un año entero.
  • Noche clara y sosegada, espera rociada.
  • Más vale una abeja sola que mil moscas.
  • Mas cuidado te da un enemigo que consolación cien amigos.
  • El zorzal no se vuelve a posar con la aceituna de enero, que echa alpechín al suelo.
  • Nordeste con lluvia, poco dura.
  • Más hace el gallo callando que la gallina cacareando.
  • A la puerta del rezador no tiendas tu trigo al sol: porque deja de rezar, y lo guarda en su costal.
  • Nadie es su tierra es sabio y menos para su serviciario.
  • La liebre en los chapuceros, búscala por enero.
  • En febrero busca la sombra el perro; en marzo el perro y el amo; en abril el perro y el barril; en mayo de sueño me caigo y en San Juan no digo na.
  • Hasta el día de Navidad no es el invierno de verdad.
  • Octubre lluvioso, año copioso.

¡Síguenos en las redes!


Paréceme, Sancho, que no hay refrán que no sea verdadero, porque todas son sentencias sacadas de la mesma experiencia, madre de las ciencias todas.”

Aviso legalPrivacidad Política de cookies / Copyright © 2021. Todos los derechos reservados/All rights reserved. / Contacto

Edición 2021/22



SI QUIERES AYUDARNOS, APÓYANOS PARA SEGUIR CRECIENDO