El café de la historia - Refranes de pastores

100 refranes sobre pastores

Autor: El café de la Historia

INICIO » REFRANES DE PROFESIONES » 100 refranes sobre pastores

Dichos y refranes sobre los pastores

  • Reunión de pastores, oveja muerta.
  • El hijo del pastor no se cría sin dolor.
  • Riñen los pastores, y se descubren los quesos.
  • El pastor dormido y el ganado en el trigo.
  • Dijo en marzo el pastor: con tres días que me quedan y tres que me preste mi hermano abril he de poner tus ovejas a parir.
  • Cuando llueve y hace sol baila el perro y el pastor.
  • Riñeron los pastores, aparecieron los quesos.
  • La muerte no distingue entre pastores y reyes.
  • Fuente de pastores, en invierno tiene agua y en verano cagajones.
  • Cuando el pastor regresa a casa en paz, la leche es dulce.
  • Arco iris por la mar coge la caña y vete a pescar, arco iris por la cumbre coge la caña, pastor, y huye.
  • Por San Pedro, las tormentas y el calor asustan al pastor.
  • Coloráu por Navarra, los pastores que se pongan la zamarra.
  • El diecisiete de enero piden por sus animales desde el pastor al yuntero.
  • Por San Pedro, cada pastor con su rebañuelo.
  • Si marzo arrosca el rabo, no deja pastor ni ganado.
  • No te cases con pastor, que te llamaran pastora. cásate con labrador que te llamarán señora.
  • Avispas en septiembre, asustan al rebaño y al pastor.
  • Por San Dionisio, el pastor mete las ovejas al aprisco.
  • Abril abrilero, o el pastor pide ayuda al barquero o las ranas mueren en el sequero.
  • Pastor lumbrero, no cuidará buenos corderos.
  • Noviembre tronado malo para el pastor, peor para el ganado.
  • Pastor con zurrón, largas horas al sol.

Más refranes de pastores

  • No todo el que lleva zamarra es pastor.
  • Pastor avariento, por una oveja pierde ciento.
  • No te cases con pastor aunque tenga cien ovejas, cásate con labrador aunque tenga mulas viejas.
  • Desde mayo a San Miguel, pastor de ovejas quiero ser; desde San Miguel a marzo, que las cuide el amo.
  • Las ovejas del pastor, las más lustrosas del montón.
  • Dice el pastor a la gente: primero el ganado, y luego la gente.
  • Las migas del mulero, con dos vueltas al tragadero y las del pastor, cuantas más vueltas mejor.
  • Cuando viene el aire del sol, mal día para el pastor.
  • La sal hace al ganado, que no el pastor afamado.
  • Grullas arriba, pastor de buena vida; grullas abajo, pastor de gran trabajo.
  • La oveja que es del lobo, no hay pastor que la guarde.
  • El pastor de Chiclana, que se comió el cordero y dejó la lana.
  • La oveja del pastor, siempre pare dos.
  • Vaca morena, delante el sol, escuece la uña, regaña el pastor.
  • La mujer del pastor, por la noche se compón y la del hortelano, por la mañana temprano.
  • Si marzo vira el rabo, ni pastores ni ganado.
  • En diciembre, el pastor, acurruca las ovejas y atiza el fuego.
  • Al llegar a San Miguel, pastores, a la bardena, a beber agua de balsa y a dormir a la serena.
  • El torrezno del pastor, una vuelta en el asador.
  • Migas de pastor, con uvas lo mejor.
  • El pastor come la oveja y viste la pelleja.
  • Días de mayo, días del diablo y mes de la condenación, cuando anda el pastor todo el monte y aún no se ha puesto el sol.
  • Cerco de sol moja al pastor.
  • Abril, abriladas, cuando llueve y hace sol, baila el perro y el pastor; el pastor baila con zamarra, y el perro con zurrón.
  • De la cuenta que da el pastor, solo el monte sabe el error.
  • Si marzo vuelve el rabo, no quedará oveja ni pastor enzamarrado.
  • Si la niebla se apodera del Sol, mal día te espera, pastor.
  • Llueve y hace sol; es la vida del pastor.
  • En diciembre, el pastor y el labriego descuidan las ovejas y atizan el fuego.
  • Cuando llueve y hace sol, alegre está el pastor.
  • Marzo revín reveja, no queda cabra ni oveja, ni pastor con su pelleja, ni lobo con sus zancas ni perro con sus carrancas.
  • Con el mal pastor, las ovejas se queman al sol.
  • Migas de gañán con una vuelta están y las de pastor contra más vueltas mejor.
  • El día de San Matías se igualan las noches con los días, entra el sol por las umbrías, cantan las gollorías, y dicen los pastores: ¡Quien pudiera juntar las muertas con las vivas!
  • Cerco de luna, al pastor enjuga.
  • En abril, el arco del sol moja al pastor, y el de la luna, le enjuga.
  • Agua y sol, engañan al pastor.
  • Reunión de pastores, mortandad segura.
  • A buen juez, mejor pastor.
  • Frebeiro frebeirudo, chántame las narices en el ojo del culo. Cállate, pastor azamarrado, que con veintiocho días que eu teño y a tres que me ha prestarme o mi hermano marzo non ha de quedar ovella con pelella nin can con rabo nin pastoriño azamarrado.
  • Con los soles, todos son pastores.
  • Gansos arriba, cada oveja con su cría; gansos abajo, pastoría de mucho trabajo.
  • A falta de amor, unos tacos al pastor.
  • En marzo no queda ni pastor enzamarrado ni oveja con su pelleja.
  • Siempre se le aparece la Virgen a los pastores.
  • En diciembre y enero, el labriego y el pastor descuidan las ovejas y encienden el fuego.
  • Idas sin vuelta, el hombre a la horca, el pan de pastores y los potros a la feria.
  • Pluja menuda enganya pastors; quan ve el vespre, els ha mullats tots.
  • Cuando el pastor pierde la oveja, paga con la pelleja.
  • Por San Matías entra el sol en las umbrías y cuentan los pastores sus gallardías.
  • Pastor albarquero, que perdió la albarca al taparle un agujero.
  • Agua con sol, no tiene miedo el pastor.
  • El pastor ruín, por no dar un paso, tiene que dar mil.
  • Si marzo ven o revés, nin deixa pastor nin res.
  • Con borona caliente y leche añojal, medra el pastor como un perujal.
  • Si veis el ábrego correr, alegraos, pastores de Belén.
  • Entre un pastor y una garrota, no pasa la bota.
  • En Fuensalida, pastores; en Portillo, pelliqueros; y en Santa Cruz del Retamar, ceporreros con salero.
  • En marzo tira el pastor el zarzo.
  • Si en el sol hay redor, no se le moja la capa al pastor.
  • En mayo tira el pastor el sayo.
  • Cuando marzo volve o rabo, non deixa ovellas con pelexo, nin pastor deszamarrao.
  • Al mejor pastor, el lobo le roba una oveja.
  • Arco iris en la mar, pastor, saca el sacho a labrar.
  • A la ruin oveja la lana le pesa, y al ruin pastor el cayado y el zurrón.
  • El lobo no teme al perro pastor, sino a su collar de clavos.
  • Si la niebla puede más que el sol, mal día te espera, pastor.
  • El pastor esquila las ovejas, no las devora.
  • Pastor que halaga al lobo, no ama las ovejas.
  • Si el pastor duerme, la ovejita se pierde.
  • Rolde de sol, moja la capa del pastor; el de la luna lo enjuga.
  • Previsión del tiempo a corto plazo: pregúntale al pastor que de eso sabe un rato.
  • De pastores, pastoradas y si te embobas alguna pedrada.
  • Si marzo requicha o rabo, non queda ovella viva nin pastor azamarrado.
  • Grullas abajo, pastor con trabajo.
  • La mujer del pastor se peina a la oración, la del hortelano, a la mañana temprano.

🔍 Buscador de refranes

Para una búsqueda eficaz escribe conceptos concretos (por ejemplo: gatos, invierno, amor, calor, vino…)

AZULEJO-ARTESANAL-REFRANES-ESPAÑOLES
    • Medidas: 15x15 cms
    • Fabricado en España
    • Calca cerámica
CAMISETA-REFRÁN-A-MAL-TIEMPO-BUENA-CARA
  • A Mal Tiempo Buena Cara Divertidos refranes españoles
  • Ligero, Encaje clasico, Manga de doble puntada y bastilla baja
AZULEJO-ARTESANAL-REFRANES-ESPAÑOLES
    • Medidas: 15x15 cms
    • Fabricado en España
    • Calca cerámica

🔽 ¿Aún no conoces la mayor base de datos de refranes de Internet? 🔽

100.000 REFRANES ESPAÑOLES - EL CAFÉ DE LA HISTORIA

¡Síguenos en redes!



¿Qué es un refrán?

Un refrán es un frase de origen popular repetida tradicionalmente de forma invariable, en la cual se expresa un pensamiento moral, un consejo o una enseñanza; particularmente la que está estructurada en verso y rima en asonancia o consonancia.


«Cualquiera sentencia popular repetida tradicionalmente de forma invariable, particularmente, las que son en verso o al menos con cierto ritmo, consonante o asonante, que las hace fáciles de retener y les da estabilidad de forma y de sentido figurado». (María Moliner)


Dicho agudo y sentencioso de uso común. (Diccionario de la RAE)



¿Qué son los refranes?

Un refrán es un frase de origen popular repetida tradicionalmente de forma invariable, en la cual se expresa un pensamiento moral, un consejo o una enseñanza; particularmente la que está estructurada en verso y rima en asonancia o consonancia.

Los refranes son paremias tradicionales de uso y origen popular y, en general, de autoría anónima.

El refrán nace con intención didáctica, moral o, incluso en ocasiones, filosófica.

Puede encontrarse algunas veces como sinónimo de dicho e incluso de proverbio, si bien el dicho, esencialmente oral, comprende un significado bastante más amplio, como conjunto de palabras que proponen un concepto cabal, agudo, oportuno, e incluso malicioso.

También, en ciertas ocasiones, encierra una ocurrencia chistosa.

​Por otro lado, el proverbio, igual que el adagio, suelen ir asociados a lo bíblico y/o lo culto.

En definitiva, y sin lugar a dudas, en el ámbito de la lengua castellana, el refrán es, de manera indiscutible, la paremia más representativa y extendida de la sabiduría popular.

Dicho agudo y sentencioso de uso común. (Diccionario de la RAE)

El refrán es una paremia tradicional de origen y uso popular –y por definición, de autoría anónima– con intención didáctica, moral o, incluso, filosófica. En algunos contextos puede encontrarse como sinónimo de dicho e incluso de proverbio, si bien el dicho, esencialmente oral abarca un significado más amplio, como conjunto de palabras que proponen un concepto cabal, agudo, oportuno, e incluso malicioso, o bien una ocurrencia chistosa.

Por su parte, el proverbio, como el adagio y la máxima, suelen estar asociados a lo culto, lo bíblico o lo oriental. En suma, en el ámbito de la lengua castellana o idioma español, el refrán es, por antonomasia, la paremia más representativa de la sabiduría popular.

En el uso de la lengua española, el término refrán (del francés refrain, sentencia corta) ha conocido una gran difusión hasta el punto de desplazar al proverbio, idea que se asocia a una paremia culta como los proverbios bíblicos u orientales. Así, el refrán, paremia popular o popularizada, aparece en obras de autores clásicos como Gonzalo de Berceo, el Arcipreste de Hita, Don Juan Manuel, Alfonso X el Sabio o el propio Miguel de Cervantes, que en el Quijote asegura por boca de Quijano que «los refranes son sentencias breves, sacadas de la experiencia y especulación de nuestros antiguos ancianos», y hablando con Sancho Panza le dice que «cualquiera de los que has dicho basta para dar a entender tu pensamiento» (Segunda parte, capítulo XVII); o cuando le hace decir al cautivo que «el refrán es sentencia breve sacada de la luenga y discreta experiencia».​

Sentencias breves y anónimas que «señalan qué actitud conviene adoptar en cada situación, definen la razón de una determinada conducta, o extraen las consecuencias de una circunstancia, entrañando en cualquier caso un fin didáctico y aleccionador y convirtiendo la anécdota humana en tema de reflexión».​ No obstante, muchas frases literarias y bíblicas han pasado a formar parte del refranero popular. La mayoría de los refranes son observaciones acuñadas por la experiencia colectiva a lo largo del tiempo, con temas que van desde la meteorología hasta el destino invariable y fatalista de existencia. Constituyen el bagaje cultural del pueblo en tiempos en los que la tradición oral pasaba la sabiduría popular de una generación a otra.

Su estructura suele ser pareada y recurren tanto a la prosa y verso como a figuras literarias (antítesis, elipsis o paralelismo) para facilitar su perpetuación oral.

Fuente: Wikipedia

Aviso legalPrivacidad Política de cookies – Copyright © 2022. Todos los derechos reservadosContacto